Buscar este blog

martes, 6 de marzo de 2012

Como pinta Mariana

Busco un silencio alternativo
(Mariana)

Mariana pinta. Es mimética, dice. Salvo, quizá, ella, nadie más está de acuerdo con ese juicio. Traza líneas negras sobre telas blancas. Trabaja, en la actualidad, con tamaños medianos. Yo la he visto pintar. La he visto durante días observar discontinua pero intensamente una manzana sola sobre la planicie del mantel. Sin pincel. Y después, intempestivamente, comérsela. La he visto levantarse luego con el entusiasmo postergado de haber encontrado la forma justa, y frustrarse, fallar. Rara vez Mariana tira la tela. El intento fallido es mental, conceptual quizá. Ontológico. Cuando toma el pincel por primera vez, la tela ya está trazada. No tarda más que uno o dos trazos medidos en empezar y terminar su obra. Mariana ha cosechado no pocos laureles entre la crítica especializada pero no con los cuadros que a ella le interesan. No tira los cuadros malos, dice, porque los manda a los concursos o los expone en las galerías del centro. Y no oculta su alegría cuando termina una obra. Rápidamente le pone un título sobre el que nunca vacila: “Manzana”, por ejemplo, y lo manda a encuadrar con disimulada urgencia. La última vez que vi a Mariana me dijo que estaba trabajando en una serie llamada “La savia”, en donde trabajaría, miméticamente, esas fueron sus palabras, con flores. Yo guardé el silencio que a ella le gustaba escuchar. Me llama un poquito a la pena. Pero ahora sé que ese es mi problema y no el suyo. Mariana tiene un depósito viejo en su casa lleno de cuadros que nadie ha visto.

2 comentarios:

  1. Qué paradoja: presentar los cuadros que no le gustan. Pero no entiendo tu pena porque vos pintaste su placer. (Entre nosotros: yo también soy una paradoja porque hace unos días me quejaba de que no me dabas respiro y ahora te extraño. Qué "parajoda")shhhhhhhhhhhhhh.

    ResponderEliminar
  2. mariane es una verdadera pintora frente a las contradicciones de la pintura actual. y tiene todo el derecho de no presentar los cuadros que le gustan, porque intuye de que no los van a apreciar. mientras que "manzana" puede encontar un publico si demasiadas dificultades.

    dentro de este relato, cristian nos cuenta el cotidiano de una pintora. y la pena del protagonista es la pena de deber quedarse callado como a mariana le gusta, me parece a mi. perdonen si me equivoco

    ResponderEliminar