Buscar este blog

viernes, 21 de noviembre de 2014

las palabras y las rosas

a Yupanqui

tenía muchas hojas y una sola cosa para decir
la primera no bastó
tampoco la segunda
fue previsible también el final de la tercera
tuvo entonces más hojas y una sola cosa para decir
no quiso repetir lo ya dicho
entonces se llamó a silencio
pero el silencio le costaba más que el fracaso
dejó así una página absurda

1 comentario:

  1. Al hablar todos trastabillamos en el silencio.
    Sólo dejamos un tartamudeo.

    ResponderEliminar